Otro País Noticias, Acapulco, Gro., 28 de agosto de 2018 (Quadratín Guerrero).- El Foro por la Pacificación y Reconciliación Nacional en este municipio comenzó con gritos, reclamos de justicia y consignas como no más simulación, vivos se los llevaron, vivos los queremos.

El evento fue encabezado por el futuro subsecretario de la Secretaría de Gobernación, Alejandro Encinas, quien escuchó todos los reclamos de familiares de desaparecidos y otras víctimas de la violencia.

En el foro, el cual fue a puerta cerrada, organizaciones, padres y familiares de víctimas entregaron algunas peticiones para que sean entregadas al presidente electo de la República, Andrés Manuel López Obrador, entre ellas, una del líder del Consejo de Ejidos y Comunidades Opositoras a la presa La Parota (Cecop), Marco Antonio Suástegui, quien le escribió desde el penal, luego de que fue detenido en enero de este año tras un enfrentamiento que dejó varios muertos.

En la sesión previa al Foro, el vocero de los padres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa, Felipe de la Cruz, pidió al próximo gobierno federal que cumpla con sus compromisos con el caso Iguala, además de los adquiridos con organizaciones sociales de la Costa Chica, Costa Grande, copreros y policías comunitarios de Teloloapan, por mencionar algunos.

Durante la inauguración varias madres de víctimas pidieron la palabra, quienes con llanto y la voz quebrada contaron todas las travesías que han sufrido, así como los ataques y la falta de compromiso de las autoridades y la propia Fiscalía para ayudar a buscar a sus desaparecidos.

Elvira Camacho, madre de Leslie Wilson Pérez, una joven asesinada en Oaxaca en 2011, aseguró que como víctimas en ningún momento se han sentido representadas, ya que no se ha dado garantías ni a las madres ni a los hijos.

“Eso no es justo, señor Encinas”, señaló y expresó su inconformidad con Organizaciones No Gubernamentales (ONG) y algunos colectivos, de quienes dijo, sólo quieren vivir a costillas de su dolor. “Queremos que nos atiendas y ser atendidos por nosotros mismos, no necesitamos pertenecer a ninguna ONG o colectivo, porque las autoridades, si no pertenecemos no nos atienden, estamos hasta la madre, no es posible que tengamos que hacer búsqueda nosotros mismos por nuestros hijos, de nuestro bolsillo tengamos que pagar, estamos cansadas”.

Mientras que el representante de la organización Siempre Vivos de Chilapa, José Díaz Navarro recordó todo lo que han sufrido en ese municipio, el cual es uno de los más golpeados por la violencia e inseguridad.

Acusó que los hermanos Ortega Jiménez son la peor familia y mal parida en Guerrero, ya que son ellos quienes encabezan el grupo criminal de Los Ardillos, señalados de generar la violencia en ese municipio de la región Centro del estado.

“Somos víctimas del crimen organizado, somos víctimas de quienes están pavimentando las calles de Chilapa, estos desgraciados asesinos, que aquí traemos las fotografías, esas calles las están pavimentando con sangre, con cuerpos, con cabezas de niños, ancianos, familias completas como pueden ver. Estas víctimas queremos que sean reconocidas y sean escuchadas, no estoy en contra de las víctimas, que se les violan sus derechos por no pavimentar sus calles, pero hablemos de víctimas a víctimas”, expuso.

Abundó que “integrantes de la familia Ortega Jiménez, del próximo diputado local del PRD (Bernardo), quien se ha beneficiado del crimen de estos delincuentes, de sus hermanos (Celso y Jorge Iván), y tiene que hacer la SEIDO una averiguación previa y ahí está mencionado, dice (Bernardo) que es una blanca palomita, pero nosotros sabemos que es cómplice de sus hermanos”.

Asimismo, recordó las palabras que hizo López Obrador durante su campaña en Quechultenango, donde proponía amnistía a los delincuentes, “las cabezas del grupo están a tres cuadras del Ayuntamiento, no puede haber (amnistía), si no hay verdad y justicia, no puede haber ni perdón ni olvido”, ratificó, y dijo que es “una lástima que Guerrero siga bañado de sangre por culpa de Los Ardillos.

Otra madre explicó que su hijo se encuentra desaparecido desde hace cuatro años y hasta la fecha le han negado y cerrado la justicia, negándole una denuncia.

Consideró que se ha revictimizado a las víctimas, por lo cual tienen que buscar a sus familiares por cuenta propia, pese a que han recibido amenazas. “El dolor que llevo se ha convertido en un coraje, al grado de exponer mi vida y la de mi familia, el grito de angustia, dolor y coraje no lo podemos ocultar”.

Agregó: “Llevamos años esperando a que nos reciban la investigación, porque nosotros somos los que investigamos, ya estamos hasta la madre, por eso hoy le pedimos al nuevo gobierno que no nos defraude, porque si llegaron al poder fue por todo este dolor, este baño de sangre que hay en toda la República, por eso decidimos apoyarlos, porque ya no tenemos otra esperanza, porque el gobierno en turno ha sido de impunidad, han sido corruptos y están ligados al crimen organizado, ya no sabemos quiénes son los sicarios y quiénes son esos gobernantes, por eso estamos aquí exigiendo justicia porque estamos hasta la madre”.

En respuesta, Alejandro Encinas comentó que con este foro se pretenden recuperar los principios fundamentales de lo que es un buen gobierno, es por eso que querían escuchar a las víctimas para construir entendimientos entre la sociedad y el gobierno, “tengo que decirlo con toda claridad, vamos a romper con el pasado, vamos a acabar con la simulación, en el centro de nuestras preocupaciones están las víctimas y el reclamo de la víctima es justificada. Si queremos paz, tiene que haber justicia y tenemos que acabar con la impunidad, esa tiene que ser una tarea colectiva”.

“El objetivo de estos foros es construir las bases que requiere la sociedad, tenemos que enfrentar esta situación con una visión distinta que dé respuesta a la violencia y los agravios que ha cometido a decenas de personas”, finalizó.