La OCDE, el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo y el Foro Económico Mundial advirtieron que la pandemia de Covid-19 ampliará las brechas de desigualdad en el aprendizaje entre estudiantes que provienen de contextos de mayor vulnerabilidad y quiénes no. En México, 80% de estudiantes ricos y 45% de clase media en educación primaria tienen computadora e internet en casa; en contraste, menos de 5% de los estudiantes pobres tienen esta tecnología en sus hogares.