*El 1 de diciembre, de San Lázaro irá al Palacio Nacional y en la tarde presidirá un festival en el Zócalo, informa


Otro País Noticias, Ciudad de México, 9 de noviembre de 2018.- El presidente electo Andrés Manuel López Obrador adelantó que el 1 de diciembre estará a las 11:00 horas en la ceremonia de toma de protesta ante el Pleno del Congreso de la Unión y aclaró que no retirará la invitación al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

En conferencia de prensa, informó que tras rendir protesta acudirá al Palacio Nacional para atender a los invitados nacionales e internacionales, presidentes, primeros ministros, representantes de organismos internacionales y dirigentes de otros países que asistirán.

Expuso que a las 16:00 horas iniciará un festival, marco en el cual ofrecerá un mensaje desde el balcón presidencial, y a las 17:00, al concluir su intervención, bajará al Zócalo capitalino para recibir el Bastón de Mando de los pueblos indígenas de México.

López Obrador añadió que después de recibir el Bastón de Mando el festival artístico-cultural continuará, por lo que invitó a los mexicanos; será una fiesta, se trata de un cambio de régimen y no un cambio de gobierno, aseguró.

Abundó que posteriormente se retirará a su actual domicilio y la decisión de vivir en el Palacio Nacional la definirá una vez que su hijo menor concluya la educación primaria, el próximo año; sin embargo, analizará la opción de rentar una casa en un sitio intermedio entre el Palacio Nacional y la escuela.

Indicó que su seguridad estará a cargo de 20 integrantes del área de ayudantía, integrada por profesionales, médicos, arquitectos, comunicólogos, pero que no son militares, y su familia tendrá la misma vigilancia.

Al preguntarle sobre la presencia de Nicolás Maduro, luego de que el presidente nacional del PAN, Marcelo Torres, le solicitó a través de un documento no invitar al mandatario venezolano, aclaró que no le retirará la invitación a su toma de protesta el 1 de diciembre.

Sostuvo que actuará de acuerdo a los principios de política exterior escrita en la Constitución, que establece el respeto a la autodeterminación de los pueblos, a la no intervención, a la solución pacífica de las controversias y la cooperación para el desarrollo.

Añadió que quiere la amistad con todos los pueblos y gobiernos del mundo, por lo que la invitación del 1 de diciembre se hizo a todos a través de las embajadas y algunos respondieron que asistirán, y en otros casos acudirán representantes.

Agregó que su equipo actuará con responsabilidad, cortesía y no tiene por qué involucrarse en asuntos que no les corresponden, toda vez que lo mejor es la neutralidad y una política de amistad con los pueblos y los gobiernos.

“Somos libres y cada quien tiene derecho a manifestarse, a expresarse, eso es parte de este cambio, no aspiramos a imponer una dictadura, estamos construyendo una auténtica democracia”, añadió. (Notimex)