*Reconoce errores en su implementación, pero afirma que “es buena” y está en juego el futuro de la niñez.

Otro País Noticias, México, 13 de mayo (Notimex).- El candidato presidencial de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya, advirtió que sería un error dar marcha atrás a la reforma educativa, por sólo pensar en votos y no en el bienestar de las niñas y los niños de México.

Ante simpatizantes reunidos en el Centro de Convenciones y Exposiciones de la Feria San Marcos, en Aguascalientes, reconoció que la reforma educativa es buena, pero requiere mejoras en su implementación.

“Es un error enorme dar marcha atrás a la reforma, no debemos pensar solamente en votos en las campañas, sino en el bienestar de las niñas y niños. Es lo que está en juego. Ellos merecen una educación de muy buena calidad”, resaltó, y se dijo convencido de que muchos docentes respaldarán su proyecto, que apoya con todo a la educación.

Por segunda ocasión en su campaña, Anaya colocó un cuadrilátero de lucha libre en su mitin porque, dijo, le aplicará la quebradora democrática a su rival político Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia.

“Le vamos a aplicar la quebradora democrática a López Obrador el 1 de julio y vamos a ganar de manera contundente” aseguró.

Pide seguridad para que los ciudadanos voten con tranquilidad

Antes, en entrevista, Anaya también pidió seguridad para que los ciudadanos salgan a votar en absoluta libertad el próximo primero de julio.

En cuanto al llamado del secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, para que no haya violencia política en las elecciones, Anaya respondió que él ha hecho un llamado reiterado para se evite la violencia política.

Si bien reconoció que las campañas son un especial ácido para contrastar puntos de vista, esto se debe dar siempre en un ambiente totalmente pacífico, dijo.

Respecto de si él tenía temor, dijo: “El que nada debe nada teme, yo no tengo equipos de seguridad y recorro el país con enorme tranquilidad, convencido de que debemos estar muy cerca de la gente”.

En el evento asumió tres compromisos con Aguascalientes: empleos mejor pagados y más inversión, como la obra del tren de carga directo al Puerto de Manzanillo, Colima; energías limpias por el enorme trabajo de la entidad en la materia, al ser la potencia nacional en materia de paneles solares, y con los jóvenes para que tengan oportunidades y no tengan que buscarlas en otros estados.