*Ahora aplicará el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios, que corresponde a 4,59 pesos por litro en el caso la Magna.

Otro País Noticias, México, 23 noviembre de 2018.-En la última semana del gobierno de Enrique Peña Nieto, la Secretaría de Hacienda y Crédito público retiró los estímulos fiscales a la gasolina Magna y Premium; es decir, el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) del que un porcentaje era absorbido por el gobierno. Ahora tendrán que pagarlo el mercado en su totalidad.

La medida se aplicará por primera vez en el 2018 del 24 al 30 de noviembre, puesto que ya será Andrés Manuel López Obrador, el próximo presidente de México, quien determinará qué sucederá con el estímulo.

En el caso de la gasolina Premium, esta condición ha funcionado desde el pasado 27 de octubre. En días anteriores al recorte contaba con 8.48% de estímulo. Ahora se suma Magna, de la que en días pasados no  se cobraba el 6.45% del IEPS. La cuota vigente de este año para las gasolinas es de 3.88 y 4.59 pesos por litro respectivamente.

Aunque el precio de la gasolina se fija por tres factores: el porcentaje del estímulo fiscal, el costo del petróleo a nivel internacional y el costo de producción y logística para llevar el combustible al consumidor final, la SHCP, declaró en un comunicado que la cobranza del IEPS no tendrá ninguna repercusión de aumento de precio para el comprador.

“La reducción a cero en los estímulos que se observará en la próxima semana responde sólo a los cambios observados en el precio de sus referencias internacionales durante la semana que concluye. Es precisamente gracias a estos ajustes en el estímulo que los precios al público pueden continuar moviéndose de manera ordenada. De esta manera funciona el mecanismo de suavización que ha operado durante todo 2018 y que se mantiene sin cambio”, explicó en el aviso.

El diésel mantendrá un estímulo fiscal de 27.88%; por lo que la cuota disminuida que se debe pagar por litro será de 3.635 pesos.