Ciudad de México.- En la última década han ingresado de manera ilegal a México entre 2.5 y 3 millones de armas de fuego, y gran parte se encuentran en manos de las bandas del crimen organizado, asienta un diagnóstico realizado por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

El reporte muestra que 70 por ciento del arsenal ha entrado ilícitamente a nuestro país por Estados Unidos y 30 por ciento proviene de cinco países de Europa (Alemania, Austria, Bélgica, Italia y Rumania). Sin embargo, debido a las normas laxas en la materia del vecino del norte, ese armamento ingresó por la franja fronteriza norte de México, pese a haber sido fabricado en otro continente.

Fabián Medina, jefe de la oficina del canciller Marcelo Ebrard Casaubon, y encargado de elaborar el diagnóstico, expuso que en Estados Unidos hay alrededor de 130 mil espacios con licencia para la venta de armas y, de ese total, la cuarta parte (24.34 por ciento) se ubica en estados fronterizos con México.

Fuente: La Jornada