Otro País Noticias, Ciudad de México, 6 de julio de 2018 (EFE).- El Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) auguró hoy en una carta abierta que el mandato de Andrés Manuel López Obrador en México traerá “desilusión” en lugar del cambio profundo que promete el próximo presidente.

“Podrán cambiar el capataz, los mayordomos y caporales, pero el finquero sigue siendo el mismo”, sostuvo el EZLN en una misiva firmada por el subcomandante Galeano (antiguamente subcomandante Marcos) y el subcomandante Moisés.

La carta, publicada en la página web de la organización, relata que “la ilusión actual” generada por la victoria de López Obrador en los comicios presidenciales del 1 de julio alivia la “historia de fracasos” del país, pero “luego se sumará la desilusión prevista”.

“No, nosotras, nosotros, zapatistas, NO nos sumamos a la campaña”, explicó el movimiento en un críptico comunicado en que en ningún momento cita explícitamente a López Obrador.

En la misiva, titulada “Píntale caracolitos (señal de rechazo) a los malos gobiernos pasados, presentes y futuros”, el EZLN confirmó que entre el 3 y el 5 de agosto tendrá lugar una asamblea del Concejo Indígena de Gobierno (CIG), organización creada por la guerrilla, para fijar “los pasos a seguir” tras los comicios presidenciales.

En el encuentro participará María de Jesús Patricio, conocida como Marichuy, quien intentó encabezar una candidatura indígena a la Presidencia de México, pero no logró las firmas de apoyo suficientes para poder contender el 1 de julio.

Tras criticar las dificultades que la autoridad electoral interpuso a la candidatura indígena, Marichuy tachó los comicios de “cochinero” y rechazó aliarse o apoyar a cualquiera de los candidatos que finalmente contendieron.

El 1 de julio, López Obrador ganó las elecciones presidenciales con más de 53 % de los votos tras prometer un cambio profundo en México que acabe de raíz con la corrupción, la violencia y las desigualdades.

“Escucharemos a todos, atenderemos a todos, respetaremos a todos, pero daremos preferencia a los más humildes y olvidados; en especial, a los pueblos indígenas de México. Por el bien de todos, primero los pobres”, aseguró en su discurso de victoria López Obrador.