*El subsecretario de Industria y Comercio, Rogelio Garza, dijo que en las negociaciones no influyen los tuits del presidente de EU, Donald Trump.

Por Carlos Trejo Serrano. Enviado

Otro País Noticias, Hannover, 26 Abr (Notimex).- La renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se encuentra en un momento cúspide y pronto habrá un cierre para tener un acuerdo entre México, Estados Unidos y Canadá, aseguró el subsecretario de Industria y Comercio, Rogelio Garza.

Ello, luego de que el titular de la Secretaría de Economía (SE), Ildefonso Guajardo Villarreal, viajara de Alemania a Washington para seguir con los trabajos a fin de renovar el acuerdo vigente desde hace más de 24 años.

“Yo creo que pronto, en días, vamos a tener una propuesta de cierre con el Nafta”, dijo Garza al ser abordado en Hannover Messe, la feria industrial más importante en el mundo, y a la que México llegó como país invitado de honor.

El funcionario reiteró que el equipo negociador mexicano mantiene su posición de rechazo a las cláusulas de extinción y temporalidad agrícola, al considerar que estas no dan certeza jurídica a los inversionistas.

“Quién va a invertir en una planta en México, cuando se sabe que el tratado va acabar en cinco años y habrá incertidumbre sobre si continúa o no”, explicó.

Interrogado sobre las últimas declaraciones del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en relación al TLCAN y la situación migratoria, respondió que las discusiones del tratado van bien entre los negociadores y “eso es lo que importa”.

“Los tuits (del presidente estadunidense) no son política pública, entonces, no le tomamos mucha importancia”, remarcó Garza.

El subsecretario reiteró su confianza en que los tres países logren un acuerdo en principio en las siguientes semanas de mayo.

Tanto Guajardo Villarreal como la canciller canadiense, Chrystia Freeland, y el representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, buscan un acuerdo rápido para evitar que las discusiones empaten con el proceso electoral del próximo 1 de julio.

De ahí que los equipos negociadores técnicos mantengan reuniones de trabajo permanente desde hace semanas en Washington, D.C., luego de que la octava ronda se canceló.