Los decesos son derivados a la falta de insumos y medicamentos en los centro de atención médica

En las comunidades indígenas de Guachochi y Batopilas ubicado en el estado de Chihuahua, la falta de atención por parte de los gobiernos federales a los centros médicos han hecho que 45 infantes perdieran la vida. 

El personal de la Jurisdicción Sanitaria de Guachochi y del Centro de Atención Primaria (CAAPS) denuncian que los centros sanitarios están completamente desmantelados, no cuentan con insumos ni medicamento básico y no hay transporte para ayudar a las zonas aisladas.

Según el periodista David Ortega de El Diario de Chihuahua, señaló que las principales causas de muerte en niños menores de 5 años es por infecciones, diarrea, desnutrimiento y enfermedades respiratorias.

En lo que va del año 2019, se han dado al menos 31 muertes de niños de 5 años y 17 prenatales.

La delegada sindical Evangelina Gonzalez dijo que hará las peticiones debidas para que el apoyo llegue a las zonas afectadas, en dado caso que el gobierno federal haga caso omiso de los requerimientos se irán a paro laboral hasta que sean atendidas y mejoren las condiciones de trabajo.