Colectivas de mujeres que tomaron una sede de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) aseguraron que no entregarán las oficinas y pidieron la renuncia de su titular, Rosario Piedra Ibarra.

Fuente: Animal Político

Las mujeres dijeron dieron un utlimátum para que los trabajadores de la sede recojan sus archivos durante este lunes o los quemarían, dijeron que ante la nula atención que les ha dado la CNDH tomarán sedes en otros estados para usarlas como refugios para familiares de víctimas.

“La verdad me estorban, tenemos muchas familias que necesitamos meter a que descansen y nada más nos estorban, por tener las oficinas cerradas por tener sus papeles”, dijo en la entrada principal del edificio Yesenia Zamudio -madre de Marichuy Jaime Zamudio, asesinada en 2016.

Ella junto con otras mujeres que encabezan la toma de instalaciones de la CNDH en el Centro Histórico, pidieron la renuncia de Piedra Ibarra: “que tenga tantita dignidad y que mejor se vaya, ya lo que ya se robó, ya que se lo quede, pero ya que se largue”, dijo fuera de la sede según el diario Reforma.

 

Luego de las declaraciones de las mujeres, a través de un comunicado la CNDH pidió a las mujeres acordar en breve una mesa de trabajo y “establecer el protocolo de resguardo de los mismos, ya que son expedientes que contienen información sensible y base para las investigaciones por presuntas violaciones a derechos humanos”.