*Niega el vocero Eduardo Sánchez una confrontación entre los secretarios de Economía y de Relaciones Exteriores

Otro País Noticias, Ciudad de México, 24 de mayo de 2018 (Notimex).- El vocero del Gobierno de la República, Eduardo Sánchez Hernández, aseguró que nuestro país no va negociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) bajo un marco de amenazas y presiones, como pretende el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, al amagar con aplicar un arancel de hasta 25 por ciento a las importaciones del sector automotriz.

En conferencia de prensa en la Residencia Oficial de Los Pinos, indicó que el equipo negociador mexicano no se va a precipitar en aras de avanzar en la modernización de dicho acuerdo trilateral, por lo que, podemos estar tranquilos. Reiteró que no se aceptarán presiones.

“Nuestro equipo de negociadores es un equipo profesional, muy experimentado y así se les ha reconocido prácticamente a nivel internacional, y que quede muy claro, México no va negociar a base de presiones”, enfatizó.

Estableció que nuestro país tiene muy claro lo que es conveniente y lo que no es conveniente. “No nos vamos a precipitar, de llegar a un acuerdo será aquél que realmente beneficie a México, si no existen esas condiciones, México no va a avanzar en ese sentido”, subrayó.

El vocero gubernamental aprovechó para rechazar las versiones que señalan un fuerte desacuerdo entre los secretarios de Economía, Ildefonso Guajardo, y el de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, en torno a la renegociación del TLCAN.

“No le crea tanto a lo que lea en las columnas, el equipo mexicano que está llevando a cabo esta importante negociación es un equipo sólido, un equipo que tiene una comunicación permanente, están permanentemente en contacto con el Presidente de la República y quizá la solidez de este equipo incomode a algunas personas, pues las acciones sólidas no les están conviniendo tanto y quizá por ello dan este tipo de información”, afirmó.