*Es un reto difícil, más no imposible de lo contrario tendremos profesionistas mal preparados, enfrentando un mundo en pandemia que quien sabe cuándo vaya a salir de esta, más todas las que puedan venir.

Foto: Cuartoscuro

Por Karina Álvarez

Se trata de salir preparados, no de pasar por pasar
Periodistas Unidos. Ciudad de México. 05 de septiembre de 2020.- Decenas de universitarios tienen problemas con las clases en línea debido a diversos factores: ven a sus docentes mal preparados ante la tecnología, lo que, en su opinión, torna las sesiones aburridas y terminan distrayéndose con cualquier cosa, o simplemente dejan la sesión activa mientras ellos siguen durmiendo.

Otras de las dificultades que afrontan es la mala calidad del internet, pues cuando la señal se va no logran escuchar las indicaciones correctamente; la falta de contacto e interacción con los demás es otro factor; las distracciones en la casa, las redes sociales, etc., también los aleja de las sesiones.

La consecuencia llega a la hora de hacer exámenes o entregar tareas, la mayoría termina copiando o “refriteando” algún trabajo ajeno, lo que a su vez es poco vigilado por los docentes, y entonces la práctica se vuelve más común, un círculo vicioso.

Esto es más serio de lo que parece, estamos hablando de decenas, tal vez cientos o miles de universitarios en todo el país que continúan sus estudios superiores al “ahí se va”, cosa que no beneficia en nada a los nuevos profesionistas de México.

Una estudiante de filosofía me comentaba que los alumnos requieren de varios elementos para cursar una carrera, ésta no se reduce a la cantidad de información que pueden y van a aprender, sino consiste en la experiencia en conjunto, tanto social, deportiva, artística y académica.

Es un hecho que la universidad en línea nunca reemplazará a la presencial, el estudiante no es capaz de desarrollarse completamente mientras está dentro de cuatro paredes, pero entonces, ¿cómo lograr que los nuevos profesionistas obtengan el nivel que requieren para ser competitivos en el mundo?

Tendríamos que comenzar por capacitar a los docentes en todos los niveles en cuanto a las nuevas tecnologías, mejor conocidas como TIC; luego mejorar el sistema de internet; después, encontrar las plataformas idóneas de aprendizaje en donde realmente exista el modelo de aula virtual para que los estudiantes tengan un ambiente ideal que les permita aprender y mantener la atención.

Es un reto difícil, más no imposible; para que resulte, sería necesario que todos los actores involucrados (gobierno, universidades, estudiantes, profesores, sociedad) comprendan la gravedad de la situación, pues de lo contrario tendremos profesionistas mal preparados, enfrentando un mundo en pandemia que quien sabe cuándo vaya a salir de esta, más todas las que puedan venir.

SINCRONÍA: El estudio puede ser una tarea agotadora, especialmente para aquellas personas con poca paciencia.

Facebook: @KarinaPeriodismoSocial

#SaltoCuánticoKarina

#KarinaÁlvarez

#educaciónyperiodismo

#educaciónméxico #educaciónvirtual